Volvo Cars comienza construcción de su primera fábrica en Carolina del Sur

Volvo Cars ha dado los primeros pasos en la construcción de su nuevo centro de fabricación de automóviles en el condado de Berkeley, Carolina del Sur. La nueva planta producirá inicialmente la próxima generación del sedán Volvo S60, basado en la nueva arquitectura de productos escalable de Volvo Cars ( SPA ) . La compañía está invirtiendo 500 millones de dólares en las nuevas instalaciones que tendrán una capacidad inicial de hasta 100.000 vehículos al año.

Al evento de inauguración en Carolina del Sur asistieron Lex Kerssemakers, Vicepresidente Senior para las Américas de Volvo Cars y Nikki Haley, la gobernadora de Carolina del Sur, junto con otros funcionarios públicos importantes.

“La nueva planta de Carolina del Sur de Volvo Cars es un reflejo de nuestro firme compromiso con el mercado de Estados Unidos. El cual es una piedra angular en el plan de expansión global de Volvo Cars y junto con toda una gama de automóviles nuevos en los próximos años, esta nueva planta desempeñará un papel vital en el crecimiento de nuestra presencia en los Estados Unidos. La ceremonia de hoy demuestra que Volvo Cars cumple sus promesas con acciones, Volvo se está moviendo rápidamente para ampliar su presencia en Estados Unidos con los nuevos automóviles, nuevos motores y ahora, una nueva fábrica “, dijo Lex Kerssemakers.

El sedán Volvo S60 basado en SPA se encuentra actualmente en fase de desarrollo en la sede del Grupo Volvo Car en Gotemburgo, Suecia. El S60s construido en América se venderá en el mercado estadounidense, así como en el extranjero a través de exportaciones desde el puerto de Charleston, junto con otro modelo aún por determinar. Se espera que los primeros Volvos de Carolina del Sur estén incorporados para salir de la línea de montaje a finales de 2018.

La inauguración de la nueva fábrica es resultado de la transformación global de Volvo y EUA. Volvo vio aumentar las ventas en porcentajes de dos dígitos en los últimos dos meses, lo cual se ve reflejado en todas sus líneas. La demanda ha sido fuerte para el Totalmente Nuevo XC90, un SUV de 7 asientos que fue lanzado este verano, y el XC60 SUV de 5 asientos, que continúa deleitando a los conductores.

La decisión de elegir el Condado de Berkeley fue tomada como consecuencia de su fácil acceso a los puertos internacionales y la infraestructura, una fuerza laboral bien capacitada, un entorno atractivo para las inversiones y la experiencia en el sector de fabricación de alta tecnología. Volvo Cars estima que la fábrica empleará alrededor de 2.000 personas durante la próxima década y hasta 4.000 personas en el largo plazo. Un análisis del impacto económico elaborado por el Dr. Frank Hefner de Charleston Collage estima que, inicialmente se generarán 2.000 empleos directos y más de 8.000 puestos de trabajo que en total se crearán como resultado. La planta contribuirá aproximadamente $ 4.8 mil millones en la producción económica total anual.

Con la nueva planta en Estados Unidos operando, Volvo Cars será capaz de fabricar autos en tres continentes, lo que enfatiza su posición como fabricante de automóviles verdaderamente global. Actualmente opera dos plantas de automóviles en Europa y dos en China.

Acerca de 

Periodista especializado en Publicidad y Mercadotecnia, pionero en Medios Digitales y Director del concepto Multipress.com.mx

¡Tu opinión nos interesa! Deja un comentario