Lily Allen para la cena, James Blunt de Postre

Cuando se trata de combinaciones perfectas, la comida y la música pueden parecer una mezcla poco común. Sin embargo, estudios conducidos por la Universidad de Oxford sugieren que la música adecuada puede influir en las papilas gustativas. Para comprobarlo, British Airways ha creado una lista especial de piezas musicales para los clientes que cenan a 35,000 pies de altura.

cena1

Conocido como “Sonic Seasoning” (Condimento sónico), el estudio encontró que un tipo específico de música puede hacer que la comida parezca hasta 10% más dulce o más salada. De acuerdo a los resultados del estudio, la lista de 13 piezas musicales de la aerolínea estará disponible en vuelos de larga distancia a partir de noviembre para complementar la experiencia de la cena.

Los comensales iniciarán con la opción de Paolo Nutini para complementar lo escocés de los platillos elaborados con salmón, o con Louis Armstrong, que combina a la perfección con los platillos salados. Lily Allen y Coldplay son algunas de las opciones para las comidas principales, ya que los resultados indican que “La comida y música británicas pertenecen juntos”. Para aquellos que elijan una comida abundante, contamos con Debussy, pues la música clásica combina a la perfección con alimentos asados. De postre, los tonos agudos de James Blunt y Madonna hacen destacar los sabores dulces.

Sonic Seasoning también puede tener un efecto al beber vino —se dice que tanto la música clásica como el rock mejoran la percepción de la calidad y profundad del sabor—. The Pretenders fueron seleccionados para acompañar los vinos tintos, ya que lo hacen parecer más “robusto” y “pesado”, mientras que el vino blanco se sirve con la Orquesta Sinfónica de la BBC, pues la música clásica puede mejorar la percepción de su calidad. Para concluir la comida, la voz grave del tenor Domingo es una gran combinación para el café.

 Mark Tazzioli, el chef de British Airways, afirmó: “El sentido del gusto disminuye 30% en el aire, de modo que hacemos todo lo posible para contrarrestar ese efecto. Considerado el ‘quinto sabor’, utilizamos ingredientes ricos en umami en nuestras comidas, y elegimos vinos que van bien con esos platillos. El estudio Sonic Seasoning es fascinante, y nuestras combinaciones están diseñadas para resaltar los sabores”.

El Profesor Charles Spence de la Universidad de Oxford, quien condujo el estudio, comentó: “En los próximos meses y años veremos mucho más interés en combinar la música con lo que comemos y bebemos. Pienso que es realmente emocionante e innovador que British Airways esté dando los primeros pasos en esa dirección”.

Según el estudio del Profesor Spence, la lista musical elaborada por los especialistas en vuelo de la aerolínea, Spafax, estará disponible en el canal de audio “Rock and Pop” en los vuelos de larga distancia a partir de noviembre. Incluye las siguientes pistas para acompañar los platillos:

Acerca de 

Redactora web en Básico.Fm

¡Tu opinión nos interesa! Deja un comentario