Daniel Ricciardo gana el Gran Premio de Hungría

Daniel Ricciardo de Infiniti Red Bull Racing, ganó su segunda emocionante carrera de la temporada en el Gran Premio de Hungría, gracias a un brillante manejo que lo hizo adelantarse tanto a Lewis Hamilton como a Fernando Alonso en las últimas cuatro vueltas.

Por su parte, Sebastian terminó en séptimo lugar después de que el coche de seguridad limitara sus posibilidades de capitalizar un nuevo comienzo en la primera fila.

Foto_04La carrera comenzó en condiciones húmedas, dejando como opción  iniciar con los neumáticos intermedios. Daniel emprendió la competencia desde la posición número cuatro, perdiendo dos posiciones en la primera curva, en complicadas condiciones, cuando las luces se apagaron. Sin embargo, retomó la competencia en la vuelta ocho.

Caterham Marcus Ericsson perdió el control de su auto en la curva tres y golpeó duramente las barreras, dando salida al coche de seguridad.

En la parte delantera, Nico Rosberg y el dúo de Valtteri Bottas, y Sebastian perdieron la oportunidad inmediata para entrar a los boxes y cambiar a nuevos neumáticos. El trío pasó de largo el ingreso a los pits.

Daniel, sin embargo, fue unFoto_01o de los que logró entrar. El ​​australiano tomó los neumáticos blandos como previsión de mejoras en las condiciones ambientales, ya que la lluvia había cesado. Y cuando los líderes visitaron los pits en la siguiente vuelta, el anticipado pensamiento de Dan lo llevó de la sexta posición a la delantera.

Ricciardo había sido rebasado por Jenson Button en el reinicio, McLaren colocó neumáticos intermedios con la creencia de que la lluvia continuaría, pero Button no tardó en volver al pitline al observar como la lluvia se alejaba, perdiendo toda ventaja por estar en los inters.

En la vuelta 23, Daniel estaba de nuevo en los boxes mientras otro accidente traía de vuelta el coche de seguridad. Esta vez se trataba de Sergio Pérez de la escudería Force India; el mexicano perdió el control de su coche en la última curva y se estrelló contra el muro de boxes.

El equipo llamó nuevamente a Daniel a los pits por un juego de neumáticos blandos. Pero a medida que todos aquellos que le rodeaban se quedaban fuera, él se reincorporaba de nuevo en el sexto lugar.

Sin embargo, la competencia volvería a su dominio cuando aquellos que Foto_02llevaban la delantera tuvieran la necesidad, en algún momento, de entrar a los pits por neumáticos nuevos.

Así lo hizo y una vez más reclamó el liderato en la vuelta 39 por delante del Williams de Felipe Massa, del Ferrari de Fernando Alonso y del Mercedes de Lewis Hamilton, quién se había levantado de un arranque desfavorable en el pitlane, hasta llegar a una de las posiciones del podio.

Massa necesitaba entrar a los pits y desapareció del liderato en la vuelta 45, liberando a Daniel. Fue pronta su comunicación por radio, sin embargo, se adelantó para decirle al equipo que él no se sentía capaz de soportar su segundo juego de neumáticos blandos hasta la bandera.

Daniel se detuvo en boxes en la vuelta 54 y cayó al cuarto lugar, detrás del nuevo líder Fernando Alonso, quién estaba cuidando sus neumáticos hasta el final; de Hamilton, que no requería otra parada, y del segundo Ferrari de Kimi Raikkonen. El finlandés paró en boxes en la vuelta 56, y Daniel aprovechó su mayor ritmo con neumáticos nuevos contra Hamilton y Alonso.

Después de varios intentos para adelantar al súper defensivo Hamilton, Ricciardo, finalmente hizo un gran movimiento exterior y en la vuelta 68 logró rebasar a Fernando Alonso, para reclamar el liderato y su segundo gran premio de la temporada.

“Ganar el gran premio hoy se siente, sinceramente, tan bueno como el primero”, expresó Ricciardo. “Lo internalicé mucho más rápido que la primera victoria. Cuando crucé la línea hoy ya sabía un poco más lo que estaba pasando y lo disfruté de inmediato, fue grandioso”.

“Tener que rebasar de nuevo a los chicos para ganar la carrera, como lo hice en Canadá, hace que sea mucho más satisfactorio, sabiendo que teníamos una lucha en nuestras manos”.

“En este entorno, ahora siento que soy un conductor distinto y, de alguna manera, una persona diferente. Otro tipo de deportista de lo que era el año pasado. Tengo mucha más seguridad en mí mismo y es genial”.

“Definitivamente siento que pertenezco aquí y que tengo confianza, obviamente hemos convertido dos carreras en victorias este año, hasta el momento, y creo que la seguridad se está mostrando”.

“Tengo algunos amigos de Australia presentes este fin de semana, así que el plan es siempre tomar unas copas esta noche, porque creo que tenemos una excusa para celebrar!”, concluyó Ricciardo.

Por el contrario, fue una tarde frustrante para Sebastian. Después de ganar su segunda apertura en la primera fila de la temporada, Seb se mostró Foto_03prudente respecto del comienzo húmedo, pero cegado por el spray que viene de la parte posterior del hombre ganador de la pole position y líder de la carrera, Nico Rosberg, Seb perdió el frente contra Bottas en la primera curva. Posteriormente, fue adelantado por Alonso, pero se recuperó y retomó el tercer lugar en la curva cinco.

Esto le brindó al campeón una buena plataforma para el resto de la carrera, pero cuando el primer coche de seguridad llegó, la carrera de Seb comenzó a desmoronarse. Un error técnico en el reinicio lastimó aún más las oportunidades y luego un giro en la salida de la última curva en la vuelta 33 lo dejó caer por el campo.

Enfrentó el final de esa vuelta y luego corrió un conjunto de neumáticos medios hasta el final de la competencia, finalizando séptimo.

“No fue una gran carrera”, dijo Vettel. “He hecho un trompo, que fue mi error, y antes de eso tuve mala suerte con el coche de seguridad. El momento significaba que los cuatro primeros coches perdieran posiciones ante a aquellos que venían corriendo detrás”.

“Desafortunadamente, estábamos en el lado incorrecto de la reanudación, y perdí dos posiciones. Es bueno para Daniel que ha ganado hoy. Estoy feliz por él”, expresó Vettel.

Más tarde, el director del equipo Infiniti Red Bull Racing, Christian Horner, elogió la actuación de Daniel como “verdaderamente sensacional”.

“Comenzando en condiciones húmedas, se benefició de venir desde un poco más atrás y ser capaz de entrar en los pits para conseguir los neumáticos lisos a la salida del primer coche de seguridad y luego realmente trabajó la estrategia con los neumáticos blandos a través de las siguientes etapas de la carrera”, dijo Horner.

“Sabíamos que tendríamos que hacer una última parada, que nos pondría detrás de Alonso y Hamilton, quienes estaban tratando de llegar a la final. Pero él cerró la brecha de forma rápida y luego, con algunas fantásticas maniobras de adelantamiento en las últimas cinco vueltas, logró una dramática victoria para alcanzar la segunda en su carrera y la segunda de esta temporada”.

Después de que la primera salida del coche de seguridad afectara las posibilidades de Sebastián, el director del equipo dijo que el resto de la competencia del campeón había estado enfocada en “limitar los daños”.

“Después de un buen comienzo y algunas buenas batallas, Vettel recibió la llamada a boxes al mismo tiempo que Daniel, luego de que Caterham tuviera el accidente, pero estaba demasiado lejos para llegar a los boxes”, dijo Horner.

“Luego tuvimos que detenernos debido al coche de seguridad, lo que significaba que perdería algunas posiciones. Él estaba progresando, sin embargo dio un giro y logró evitar el muro de boxes, pero desgastó sus neumáticos y tuvo luego un problema en el reinicio”.

Era una cuestión de limitar los daños, tratando de correr los neumáticos duros hasta el final de la carrera. Hizo un trabajo fenomenal para mantener a Bottas detrás de él”, concluyó Horner.

Acerca de 

Periodista especializado en Publicidad y Mercadotecnia, pionero en Medios Digitales y Director del concepto Multipress.com.mx

¡Tu opinión nos interesa! Deja un comentario